Martes, 21 Octubre 2014
diarioexpertos3
Nuestra experta: 
Julia Alegre
Vota este articulo
(0 votos)
Compartir

Audi RS 4 Avant

Potencia y versatilidad en la tercera generación de la serie RS de la marca alemana, disponible en otoño desde 86000€

 

Audi-RS4
Audi-RS4
Fuente www.quintamarcha.com

 

Regresa un clásico moderno de Audi, la tercera generación del RS 4 Avant, que combina potentes prestaciones con una gran versatilidad. Su motor V8 de 4.2 litros desarrolla 450 CV y viene con la caja de cambios S tronic y la tracción integral permanente quattro. Su precio rondará los 86.000 euros.
El Audi RS 4 Avant utiliza el mismo propulsor V8 atmosférico de altas revoluciones que equipa el RS 5 Coupé. Esta mecánica de 4.163 centímetros cúbicos desarrolla 450 CV a 8.250 rpm, lo que supone una potencia específica de 108 caballos por litro. Su par máximo de 430 Nm está disponible desde las 4.000 hasta las 6.000 rpm. El poderoso V8, con sus tapas de balancines pintadas de rojo, consigue que el RS 4 Avant acelere de 0 a 100 km/h en 4,7 segundos. Alcanza una velocidad máxima, electrónicamente limitada, de 250 km/h. Esta velocidad puede ser incrementada bajo pedido hasta los 280 km/h.
Construido a mano en la planta que Audi posee en Györ, Hungría, el motor 4.2 FSI combina su impresionante potencia con una gran eficiencia, pues logra un consumo medio de 11,0 l/100 km.
Con su elevada eficiencia y el largo desarrollo de la marcha superior, la caja de cambios S tronic, de doble embrague, de siete velocidades también colabora a la buena economía de combustible. Los conductores pueden optar a que esta rapidísima transmisión pase de una a otra velocidad en modo automático, o bien cambiar de marcha manualmente, utilizando la palanca de cambios o las levas colocadas en el volante. Para realizar salidas explosivas, los conductores también pueden activar el Launch Control, que gestiona el funcionamiento del embrague a la velocidad óptima de arrancada y con el mínimo patinamiento de las ruedas.

Tracción Quattro con diferencial central 

Como todos los modelos RS de Audi, el RS 4 Avant viene de serie con el sistema de tracción integral permanente Quattro. El corazón de dicho sistema es el diferencial central de corona. Este componente compacto y ligero puede variar inmediatamente la distribución de la potencia entre los ejes delantero y trasero, y lo hace de una forma muy suave y en un amplio rango, de manera que al eje delantero puede llegar hasta un 70% y al trasero un 85%. El reparto inicial 40:60 garantiza un comportamiento deportivo.
El diferencial central de corona trabaja junto con el sistema Torque Vectoring (control del par), que actúa sobre cada una de las cuatro ruedas del vehículo. Si en una curva la carga en la rueda interior se reduce demasiado, este sistema frena ligeramente dicha rueda antes de que empiece a patinar.

Aluminio en abundancia: el chasis 

El chasis del Audi RS 4 Avant tiene un diseño muy sofisticado. Muchos de los componentes de la suspensión delantera de cinco brazos y de la suspensión trasera de brazos trapezoidales autoajustables están fabricados en aluminio. La nueva dirección asistida, de dureza variable en función de la velocidad, recurre a  un sistema electromecánico con una relación directa para mantener siempre un tacto muy preciso sobre la carretera.
La puesta a punto específica para este modelo rebaja la altura al suelo de la carrocería 20 milímetros en comparación con el Audi A4 Avant. Las nuevas llantas de aluminio forjado pulidas que monta de serie tienen un diseño con diez radios y llevan neumáticos en medida 265/35. Audi también ofrece como opción llantas de 20 pulgadas con neumáticos 265/30. Éstas pueden ser bien de aluminio pulido con aspecto de titanio y diseño de cincos radios, o en otras dos variantes adicionales con un diseño tipo rotor de cinco brazos.
Tras las grandes llantas hay unos discos de freno ventilados internamente, con un diámetro de 365 milímetros en el caso de los delanteros. Las pinzas de freno están pintadas en negro brillante. Las delanteras tienen ocho pistones cada una e incorporan el logotipo RS. El programa electrónico de estabilidad (ESP) integra un modo Sport y puede desconectarse por completo. Para el eje delantero, Audi ofrece la opción de unos discos cerámicos de 380 milímetros, con pinzas de seis pistones en gris antracita. Los frenos cerámicos son especialmente ligeros, robustos y resistentes a la fatiga.
El sistema dinámico Audi Drive Select se ofrece de serie en el RS 4 Avant. Este sistema permite al conductor elegir entre tres modos diferentes de funcionamiento (Comfort, Auto y Dynamic) que varían las características de la dirección, la caja de cambios S Tronic de siete velocidades y el acelerador. El Audi Drive Select puede también variar el sonido del sistema de escape y realizar la función de doble embrague cuando se reduce una marcha en el modo dinámico. Si el coche está equipado con un sistema de navegación Audi, existe además un modo extra que puede ser configurado por el conductor.
Junto al diferencial deportivo, la dirección dinámica es otro de los módulos disponibles para el Audi Drive Select. Ésta varía la desmultiplicación de la dirección en un porcentaje cercano al 100%, en función de la velocidad, y ayuda ligeramente en el giro de forma automática, cuando se afronta una curva al límite para tener aún más precisión y estabilidad en la conducción.

Diseño exterior atlético

El diseño exterior hace alarde del carácter atlético del RS 4 Avant. La parrilla hexagonal Singleframe está enmarcada por una pieza con un acabado en aspecto aluminio mate. Las inserciones en panal de abeja tienen un acabado brillante. Las luces de diodos de marcha diurna rodean los faros de xenón plus como si fueran un gancho en forma de cuña. El aire fluye a través de unas grandes aberturas divididas por listones transversales, que están integrados en un llamativo paragolpes que incorpora un splitter en la parte final, igual que en un coche de competición.
Visto desde el lateral, llaman la atención las aletas ensanchadas y los prominentes estribos. Las carcasas de los retrovisores exteriores y las bandas decorativas tienen un acabado con aspecto aluminio mate. Un discreto spoiler al final del techo garantiza la carga aerodinámica necesaria.

El paragolpes específico y los dos tubos ovalados del sistema de escape, integrados en el difusor, dominan la trasera. Audi también ofrece un sistema de escape deportivo con un sonido más rotundo y con unas viseras negras en el tramo final de los tubos. Unas elegantes tiras de luz adornan los pilotos traseros de LED.
El Audi RS 4 Avant es 20 milímetros más largo y 24 milímetros más ancho que el A4 Avant, pero su altura es 20 milímetros inferior. Está disponible en una selección de ocho colores: un acabado sólido y otro metalizado, cuatro tonos con efecto perla y dos colores especialmente pigmentados con efecto cristal, el Plata Prisma y el Negro Pantera. Los bajos carenados de la carrocería integran unas tomas de ventilación para la caja de cambios S tronic de siete velocidades y para los frenos delanteros.

El interior: negro deportivo

El interior del RS 4 Avant está completamente revestido en negro, con la excepción del tapizado del techo, que opcionalmente puede ser en color Plata Luna. El acabado en cromo ensalza los interruptores y elementos de control. Las inserciones de carbono son de serie, pero también pueden ser opcionalmente de aluminio mate cepillado, aluminio Race, acabado negro piano o acero inoxidable.
Delante, los asientos deportivos de serie tienen los reposacabezas integrados y son de ajuste eléctrico. Van tapizados en una combinación de cuero negro y Alcantara. Como opción, también pueden ser de cuero napa fina, tanto en negro como en Plata Luna, y con un ribeteado en Gris Piedra. Otras opciones son los asientos tipo baquet o los de confort, climatizados y con función de ventilación. El grueso volante deportivo multifunción está achatado en la parte inferior, y las levas montadas detrás cuentan con un acabado en óptica de aluminio que les da un toque aún más deportivo.
El sistema de información al conductor, con una pantalla en color, incluye un menú RS que incorpora un contador de tiempos por vuelta (lap timer) y un termómetro de aceite. Cuando el coche se pone en marcha aparece en la pantalla una bienvenida especial RS. El cuadro de instrumentos destaca por su acabado lacado brillante negro, y el diseño del selector de la caja de cambios S tronic es único para el RS. También típicos de todos los RS son los dos tiradores de apertura de las puertas. Los pedales, el reposapiés, las tomas de ventilación, las levas del volante, los botones de control del sistema MMI y otros mandos brillan con su acabado en aspecto aluminio. Inserciones de aluminio adornan el umbral de las puertas, que destacan también con los logotipos RS.
Audi ofrece paquetes exclusivos de cuero de gran calidad para todas las opciones de asientos, incluyendo los acolchados con nido de abeja de los baquets deportivos RS 4. Completando la lista de equipamiento opcional hay una amplia gama de sistemas vanguardistas tanto de asistencia a la conducción como de comunicación, entre los que se incluye el teléfono Bluetooth online que puede conectar el RS 4 Avant a Internet. Entre las opciones para el maletero, que tiene una capacidad de carga de hasta 1.430 litros, se incluye un sistema de raíles con un sistema para asegurar la carga.
Las entregas del Audi RS 4 Avant está previsto que comiencen en el otoño y su precio base en España rondará los 86.000 euros.

Miércoles, 22 de Febrero de 2012 14:49

Escribir Comentario

Tus datos personales

Comentarios

Seguridad

© Copyright El pulso digital S.L. Todos los derechos reservados. Prohibida la reproducción total o parcial. El pulso digital S.L. no se responsabiliza de las opiniones o informaciones de sus colaboradores, ni comparte expresamente su opinión. Esta información es para el uso exclusivo de los lectores de elpulso.es. No está autorizada su difusión, ni citando la fuente, salvo autorización expresa.

Desarrollado por: CodigoMedia & FWC