Las denominaciones de origen del vino en Galicia

Las denominaciones de origen del vino en Galicia

La importancia del vino en Galicia viene dada ya desde la época romana, hay constancia documental de que entre los siglos IX y XVII la calidad de sus caldos era muy apreciada y que desde estas tierras se exportaba a importantes ciudades europeas, y a día de hoy su calidad sigue siendo tan reputada que en el año 2019 un vino albariño amparado en una de las cinco denominaciones de origen de Galicia ganó el Gran Bacchus de Oro como el mejor vino blanco de la añada 2019 en el concurso de vino organizado por la Unión Española de Catadores. 

Las cinco denominaciones de origen del vino gallego son:

  • Ribeiro. Esta denominación es la más antigua de Galicia, ya que fue creada en el año 1932, siendo de estas tierras el primer vino que llegó a América desde Occidente. Sus viñedos abarcan una extensión de 2.800 hectáreas que comprenden los valles formados por los ríos Miño, Avia y Arnoia. Más del 85% de la producción es vino blanco que se caracteriza por sus aromas florales, a frutas y balsámicos. Es un vino limpio, transparente y con tonalidades que van del pálido al pajizo. Los tintos tienen aromas afrutados con un punto de acidez, siendo su color de un rojo brillante. Las variedades de uvas autorizadas son para los blancos, treixadura, loureira, torrontés, palomino, macabeo, albillo y albariño, para los tintos, caíño, garnacha, ferrón, sousón, mencía, tempranillo y brancellao. 
  • Valdeorras. Esta denominación se crea en el año 1945, por lo que es la segunda en antigüedad de Galicia, abarcando una extensión de 1.171 hectáreas comprendidas entre las cuencas de los ríos Sil, Xares y Bibei.  Las variedades de uvas autorizadas son para los blancos, treixadura, loureira, dona branca, albariño, torrontés y lado, si bien el vino emblemático de esta zona es el godello, un vino afrutado, amarillo y con una graduación alcohólica media de 12, 5º, mientras que las uvas autorizadas para los tintos son caíño, ferrón, sousón, espadeiro, merenzao, tempranillo y brancellao, destacando el mencía de un intenso color púrpura, afrutado, ligero… 
  • Monterrei. Sus viñedos ocupan una extensión de 467 hectáreas divididas en dos subzonas, ladera de Monterrei y valle de Monterrei, sus vinos blancos de godello, treixadura o dona branca son afrutados y con un final ligeramente amargos, los tintos preferentemente de mencía y bastardo, de un intenso color morado tienen un potente aroma a fruta roja madura.  
  • Rías Baixas. Esta denominación con sus 4.083 hectáreas, es la que ocupa una mayor superficie, que comprende las áreas de la desembocadura del río Miño y las Rías Baixas, dividiéndose en 5 subzonas que son: Val do Salnés, Condado de Tea, O Rosal, Soutomaior y Ribeira del Ulla. Mayoritariamente en estas zonas se elaboran vinos blancos con base en la variedad de uva albariño, que se caracteriza por tener un color amarillo pajizo, brillante, con irisaciones doradas y verdes, con un sabor fresco, suave y un retrogusto placentero.
  • Ribeira Sacra. Creada en el año 1997 es la más reciente de estas denominaciones, su superficie ocupa 1.200 hectáreas situadas en las laderas de los ríos Miño y Sil y comprende 5 subzonas: Amandi, Chantada, Quiroga-Bibei, Ribeiras do Miño y Ribeiras do Sil. En la Ribeira Sacra los vinos blancos en cuanto a producción tienen un papel secundario, elaborándose principalmente con la variedad godello, de un aroma intenso. Los tintos, elaborados sobre todo con uva de la variedad mencía, representan más del 85% de la producción, con un característico e intenso color cereza y sabor frutal, así como una acidez equilibrada al gusto de casi cualquier persona, en la nariz se puede apreciar su gran potencia alcohólica. Otras variedades de uva tinta autorizadas son brancellao, merenzao, sousón, caíño tinto o tempranillo, siempre prensadas en máquinas de primer nivel. Así, para que los caldos no pierdan sus propiedades, Boada tecnología trabaja concienzudamente para elaborar los mejores productos para el vino, por eso os recomendamos que os paséis por esta web para dar con todo aquello que necesitáis para hacer un caldo de primera.

Los países con mayor producción de vino en 2019

Según el informe detallado presentado por la Organización Internacional de la Viña y el Vino (OIV) referido al año 2019 se deduce que a nivel mundial cuatro son los países que producen la mitad de todo el vino, Italia, Francia, España y Estados Unidos. Y dentro de estos, se debe señalar que solamente entre Italia, Francia y España, juntos representan el 80% de toda la producción vitivinícola de la Unión Europea. En América del Sur, el país con una mayor producción es Argentina seguida de Chile.

Deja una respuesta